sábado, 3 de noviembre de 2007

BIONEROS - Tecnologia ecologica

'Bioneers": los restauradores de la naturaleza

Un ejemplo de estos es Paul Stamets que ha penetrado como pocos en la magia subterránea de los bosques. www.fungi.com/front/stamets/index.html

Allí, en esa capa de micelio que se extiende «como si fuese el internet de la naturaleza», este micólogo con aspecto de duende asegura haber encontrado la llave de la vida en el planeta: «Los hongos son los guardianes del medio ambiente, la membrana que alimenta cualquier comunidad ecológica, nuestra última gran esperanza».

A la izquierda tierra NO micorrizada y a la derecha SI micorrizada (hongos naturales)

Stamets es también una de las voces más veneradas de los 'Bioneers', pioneros de la nueva biología, embarcados no ya en la conservación sino en la 'restauración' de la naturaleza, con las lecciones aprendidas de la Madre Tierra.

El 'señor' de los hongos se vino hasta California, con su increíble y colorista repertorio de micelios, al encuentro de otros destacados 'Bioneros', que todos los años montan su gran tienda en la marina de San Rafael. Empezaron apenas un puñado, allá por 1990, y esta vez superaron los 3.000.



El artífice de los 'bioneros', el vaso comunicante entre los 'restauradores' de la naturaleza, es el documentalista y activista Kenny Ausubel, que tuvo la idea de reunir a gente tan diversa como

-John Todd, inventor de las 'ecomáquinas' de organismos vivos;
-el arquitecto William McDonough, artífice del concepto de reutilización total;
-el biólogo David Suzuki,
-la activista Vandana Shiva,
-el empresario Paul Hawken, autor de 'Capitalismo natural,'
-y un largo elenco de innovadores en contacto con lo natural.

«El principio aglutinante fue cómo utilizar las tecnologías inspiradas en principios naturales, las auténticas biotecnologías, para reparar el deterioro causado en el medio ambiente», explica Ausubel. «Hemos llegado a un extremo tal que el desarrollo sostenible no es suficiente:
hay que ponerse a REGENERAR el planeta para devolverle el equilibrio perdido».

En la fotografia el Balma Canal ya recuperado

En eso está por ejemplo Paul Stamets, apelando a la «inteligencia natural» de los hongos para reparar los terrenos deforestados y sirviéndonos en bandeja 'la caja de la vida', con la que podremos contribuir con nuestros granitos de micelios. En la misma esfera se mueve John Todd, fundador del Instituto de la Nueva Alquimia, que utiliza no sólo microorganismos, también moluscos, y peces y algas, «máquinas vivas» que limpian lagos y ríos.

La sabiduria de los "BIONEROS" bioneers se condensa en dos libros:
- Bioneros - Una declaracion de independencia
- Manual de instrucciones de la naturaleza- las verdaderas biotecnologias

William McDonough faltó a la última cita en San Rafael, pero su manual 'Cradle to cradle' (De la cuna a la cuna) sigue siendo el motor de poderosas ideas como la campaña 'Zero' 'Waste' suscrita ya por varias ciudades norteamericanas.
«La naturaleza no produce desechos, y ésa es la lección más básica para la especie humana», sostiene Martin Bourke, director del Centro de Ecología de la ciudad de Berkeley, que se ha fijado el objetivo de 'Residuos' 'Cero' en el año 2020.

«Hoy por hoy, el 70% de los residuos urbanos acaban en vertederos o en las incineradoras», añade Bourke.

«El reciclaje es insuficiente porque requiere también el uso de energía. Tenemos que cambiar drásticamente los sistemas de producción: copiar a la naturaleza, donde nada se desperdicia».

Predicando con el ejemplo, la conferencia de los bioneros se llenó de carteles de 'Zero' 'Waste' e informó de todo lo que podría ahorrarse en un solo día si los 3.000 asistentes dejaran de usar cubiertos desechables, servilletas de papel y botellas de plástico: ocho árboles, 1.100 litros de aceite, 11.000 litros de agua...

«Vivimos más allá de nuestras propias posibilidades y nos negamos a admitir los efectos devastadores de nuestro estilo de vida», denunció Tzeporah Berman, directora de ForestEthics y hada protectora de los bosques en Canadá. «Los bosques son el aire que respiramos y el agua que bebemos...»

Otra 'bionera' ilustre es Julia Butterfly Hill, la mujer que se pasó un año subida a una secuoya gigante para impedir su tala, inspiradora de los jóvenes bioneros que imparten lecciones de acción directa no violenta.

El consejo internacional de las abuelas indígenas celebra su cónclave anual en la isleta del lago, y hay también sitio para el Festival de Cine por un Mundo Mejor, y el encuentro entre granjeros y consumidores, amenizado por Brad Lancaster, el 'señor' de la lluvia, especializado en sistemas de captación para lugares muy secos.



Las fuentes solares de Mary White, la caravana eólica o la demostración práctica de transformación al biodiésel surcan el terreno abonado de la conferencia de los 'bioneers', que concluyó con una llamada a la resistencia y a la restauración, en boca de Paul Hawken:

«Vamos a reclamar una economía biológica, y su punto de partida es crear las condiciones que posibiliten la vida, emular a la naturaleza en su compleja interdependencia».
BIONEROS es un semillero de creatividad y nuevas ideas.
http://www.oceanarks.org/restorer/indepth/
http://www.bioneers.org/

1 comentario:

Carlos G.P. dijo...

Cordiales saludos: Mi nombre es Carlos González. He sido profesor de matemáticas y física en la enseñanza secundaria durante 24 cursos. Finalmente, al verme limitado en mi deseo de practicar una enseñanza basada en los nuevos paradigmas, decidí dejar el camino de la enseñanza oficial e iniciar uno nuevo, alternativo al sistema imperante.
Durante años, he podido comprobar como mis alumnos adolescentes enterraban sus sueños hasta hacerlos invisibles. Su entorno les enseñaba que la “seguridad” era lo primero: estábamos creando víctimas. La rabia que sentía ante tal panorama la he trasmutado en creatividad, escribiendo un libro que narra cómo empoderar a los adolescentes:
“Un maestro decide crear un ambiente mágico en su clase para empoderar a sus alumnos. Les ayuda a descubrir los enormes potenciales que habitan en su interior. Les revela un mundo más allá de la mente programada y de las creencias. Para llevar a cabo su proyecto el profesor emplea curiosos trucos...
Los alumnos van resolviendo los enigmas, que el maestro propone de una forma singular. La clase es una creación de todos. El aprender se transforma en una aventura.
Poco a poco, cada alumno se convierte en su propio maestro, en una fuente de conocimiento para él y sus compañeros. La vida se torna mágica: pueden vivirla desde su corazón, sin que las creencias les limiten “
Su título es: “Veintitrés maestros, de corazón – un salto cuántico en la enseñanza-“. En él se plantea un modelo educativo que se basa en descubrir la fuerza interior.
Hoy puede ser ciencia ficción...tal vez una semilla, pero si la nutrimos puede generar una forma totalmente nueva de enseñar, en la que el ser humano deja de sentirse víctima, para sentirse el creador de su propia vida.
Creo que su sensibilidad va en la misma dirección que la mía. Por eso, me atrevo a enviale* mi libro en versión digital. He decidido regalarlo persona a persona o institución a institución. Necesita volar...hacia lugares en los que pueda ser bien acogido. Si lo lee le agradecería cualquier comentario. Todos los amantes de la lectura sabemos que bastan cinco minutos con un libro para saber si es de nuestro interés, sólo le pido ese tiempo. Siéntase libre de enviarlo a las personas o asociaciones a las que este libro pueda ayudar. Gracias por su presencia. Le deseo felices creaciones…
Carlos González
P.D Mi blog es: www.ladanzadelavida12.blogspot.com
* El libro se puede descargar en mi blog